La poesía de los e-soliloquios

El taller del alquimista

Poema sin título


Pregunto al plomo:
¿Por qué has permitido
que se te convierta en bala?
¿Has olvidado a los alquimistas?
¿Has abandonado la esperanza
de convertirte en oro?

Nadie responde.
Plomo. Bala.
Con nombres como éstos
el sueño es largo y profundo.

Charles Simic – Poema sin título
Versión de José Luis Justes Amador


Balas

Para llegar a lo esencial hay que prescindir de lo accesorio. Las distracciones, los adornos, impiden el viaje al centro de las cosas. Pienso que estamos ante un poema conciso, preciso, un poema que nos sacude por dentro con sus perdurables resonancias.

Lo que los demás piensan de nosotros, lo que esperan de nosotros, el miedo a que las cosas salgan mal, y a veces también el miedo a que salgan bien, nos aleja a menudo de nuestros sueños.

¿Hemos olvidado a los alquimistas? ¿Hemos dejado de creer en que nuestra transformación es posible?

Tal vez estas promesas que nos hicimos a nosotros mismos descansan en el olvidado desván. Tal vez nos hemos conformado, hemos perdido o simplemente abandonado la esperanza de ser lo que queríamos ser, puro oro.

Tal vez vivimos con menos incertidumbres, tal vez hemos pactado nuestra conversión en balas, pero sin lugar a dudas una transformación que nos acerque a nosotros mismos, a lo que somos, a lo que queremos, es posible.

Pienso que debemos negar este “Nadie responde.” de manera íntima, personal, quimérica, con esperanza, afirmando nuestra presencia en el taller del alquimista.

Poem without a title


I say to the lead/ Why did you let yourself/ Be cast into a bullet?/ Have you forgotten the alchemists?/ Have you given up hope/ In turning into gold?
Nobody answers./ Lead. Bullet. With names/ Such as these/ The sleep is deep and long.

Anuncios

5 pensamientos en “El taller del alquimista

  1. Estupenda reflexion y sobre todo el animo de ser alquimistas de llega a comprendrer cuanto de libres estamos y somos.

    Olvidar nuestras promesas y deseos, es casi olvidarnos de vivir, debemos como los alquimistas elaborar nuevas formulas para descubrirnos en la mayor creación y sentirnos bien con lo que somos y hacemos.

    Un saludo de alquimista,

    Silver

  2. Eso pienso yo también, aunque a veces cueste hay que seguir intentándolo. Acomodarse es renunciar, dejarnos convertir en balas.

    Gracias por tu comentario.

    Un saludo

  3. .siempre recordando Lo ke a todos se nos oLvida :)) me enkantó leerte esta tarde… entre los pokos minutos ke deberia de tener de tiempo libre pero yo elij0 oro para mis minut0s. aunq esté mal ;). un beso

    • Tú, concretamente tú, tienes la textura, el aroma y el frescor, el arte y los adentros, para serlo todo.

      Pienso que solamente necesitas mirarte con mirada clara, mirar este fondo que se ve tan nítidamente cuando el agua se calma, y ahí lo encontrarás, ahí está, te lo aseguro.

  4. “Tal vez vivimos con menos incertidumbres, tal vez hemos pactado nuestra conversión en balas, pero sin lugar a dudas una transformación que nos acerque a nosotros mismos, a lo que somos, a lo que queremos, es posible.”

    Me encanta esta reflexión tuya, muy acertada y muy cierta, siempre podemos ser lo que nosotros deseamos y somos, siempre lo que necesitamos está en nosotros, y siempre es posible, solo intentándolo.

    Silver

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s